Llano en llamas

Llano en llamas

Rulfo, Juan

Editorial Rm Verlag
Fecha de edición abril 2011 · Edición nº 1

Idioma español

EAN 9788492480159
148 páginas
Libro encuadernado en tapa blanda


valoración
(0 comentarios)



P.V.P.  16,00 €

Sin ejemplares (se puede encargar)

Resumen del libro

Esta colección contiene 17 cuentos publicados por Juan Rulfo a partir de 1945, cuan¬do aparece 'Nos han dado la tierra' en las revistas América y Pan. Rulfo comenta los relatos que sigue escribiendo en cartas a su novia Clara Aparicio. En 1951 se publica el séptimo en América, 'Diles que no me maten' (Elías Canetti lo consideraba uno de los mejores de la literatura universal y Gunther Grass es otro admirador del mismo).x{0026}#60;brx{0026}#62; x{0026}#60;brx{0026}#62;Gracias a la primera beca que recibe del Centro Mexicano de Escritores puede termi¬nar los ocho que aparecerán con los previos en 1953, en el libro titulado -por otro cuento- El Llano en llamas, dedicado a Clara. Dos relatos más, aparecidos en revis¬tas en 1955, serán incluidos en 1970. Sus cuentos fueron considerados por Rulfo como su aproximación a Pedro Páramo, en particular 'Luvina'. Enrique Vila Matas dice de éste que es 'el mejor relato que he leído en mi vida'. (Texto definitivo de la obra establecido por la Fundación Juan Rulfo).x{0026}#60;brx{0026}#62;

Biografía del autor

Huérfano de padre a los siete años, cuatro años después falleció su madre. En 1929, se trasladó a San Gabriel y vivió con su abuela y posteriormente en el orfanatorio Luis Silva 'actualmente Instituto Luis Silva' en la ciudad de Guadalajara. En 1924 inició sus estudios de primaria. En 1933 intentó ingresar a la Universidad de Guadalajara, pero al estar en huelga, optó por trasladarse a la Ciudad de México. Asistió de oyente al Colegio de San Ildefonso. En 1934 comenzó a escribir sus trabajos literarios y a colaborar en la revista América.[1]

A partir de 1946 se dedicó también a la labor fotográfica, en la que realizó notables composiciones. Trabajó para la compañía Goodrich-Euzkadi de 1946 a 1952 como agente viajero. En 1947 se casó con Clara Angelina Aparicio Reyes, con quien tuvo cuatro hijos (Claudia Berenice, Juan Francisco, Juan Pablo y Juan Carlos). De 1954 a 1957 fue colaborador de la Comisión del Papaloapan y editor en el Instituto Nacional Indigenista en la Ciudad de México.[2]

Obra literaria[editar · editar fuente]En 1930 participó en la revista México. En 1945, publicó, para la revista Pan en Guadalajara los cuentos: 'La vida no es muy seria en sus cosas', 'Nos han dado la tierra' así como en 'Macario'. Establecido en la Ciudad de México en 1946 se publicó el cuento 'Macario' en la revista América. En 1948, se publicó 'La cuesta de las comadres' y en 1950 'Talpa' y El llano en llamas. En 1951 la revista América publicó el cuento '¡Diles que no me maten!' y en 1953 el Fondo de Cultura Económica integró El llano en llamas (al que pertenece el cuento 'Nos han dado la tierra') en la colección Letras Mexicanas.[3] En 1955 se publicó Pedro Páramo.

Entre 1956 y 1958 escribió su segunda novela, El gallo de oro, que no fue publicada sino hasta 1980.[4]

Guionista de cine[editar · editar fuente]En 1956, el director de cine Emilio "el Indio" Fernández le solicitó guiones para cine, Rulfo en colaboración con Juan José Arreola realizó algunos de ellos. Muchos de sus textos han sido base de producciones cinematográficas. En 1960 se produjo la película El despojo basada en una idea de Rulfo. En 1964 El gallo de oro dirigida por Roberto Gavaldón y adaptada al cine por Carlos Fuentes y Gabriel García Márquez.[5]

La película El Rincón de las Vírgenes dirigida por Alberto Isaac en 1972, es una adaptación del cuento Anacleto Morones incluido en El llano en llamas.

Reconocimientos y premios[editar · editar fuente]Fue un incansable viajero y participó de varios congresos y encuentros internacionales, y obtuvo varios premios. Recibió el Premio Xavier Villaurrutia en 1956 por su novela Pedro Páramo.[6] Fue ganador del Premio Nacional de Literatura por el gobierno federal de México en 1970.[7] En 1974 viajó a Europa para participar en el Congreso de Estudiantes de la Universidad de Varsovia. Fue invitado a integrarse a la comitiva presidencial viajando por Alemania, Checoslovaquia, Austria y Francia. El 9 de julio de 1976, fue elegido miembro de la Academia Mexicana de la Lengua, tomó posesión de la silla XXXV el 25 de septiembre de 1980.[2] Rulfo ganó el Premio Príncipe de Asturias de España en 1983.




Para mejorar la navegación y los servicios que prestamos utilizamos cookies propias y de terceros. Entendemos que si continúa navegando acepta su uso.
Infórmese aquí  aceptar cookies.